Blog

Bowls de comida saludable

Pon una nutricionista en tu vida

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Puede que al leer el título hayas pensado algo como «¿Para qué voy a pedir ayuda si no quiero cambiar de peso?» Si es así, sigue leyendo, porque igual, cuando termines, te replanteas poner una nutricionista en tu vida.

Estamos seguras de que a lo largo de tu vida has acudido a un sinfín de especialistas sin problemas aparentes. Si tienes coche, es muy probable que pase por el taller de vez en cuando para asegurarte de que todo sigue en orden. ¿Por qué no hacer lo mismo con tu cuerpo? A fin de cuentas, es el que te va a sostener a lo largo de toda tu vida.

¿Qué hace una nutricionista?

Nos han enseñado que aquellas personas que acuden a un nutricionista son, únicamente, quienes buscan alcanzar unos objetivos concretos en relación con su peso o su aspecto físico; pero esto no tiene por qué ser así. De hecho, no debe ser así. Un buen nutricionista o una buena nutricionista te enseñará, no sólo cuáles son los mejores alimentos para ti, sino además cuáles son los hábitos que deberías implantar en tu rutina para obtener la máxima energía y salud posibles.

Olvídate de los mitos, de la aspiración al cuerpo perfecto y de la falsa idea de que un nutricionista va a prohibirte determinadas comidas o te va a dar alimentos mágicos que te hagan bajar de peso en tres días. Lo que buscamos mostrarte hoy, es otra realidad, una realidad desde la que, quererse a uno/a mismo/a parte de buscar nuestra mejor versión en todas sus formas; una realidad desde la que la manera en la que se ve nuestro cuerpo no muestra al completo quiénes somos; una realidad desde la que cuidarnos es una necesidad.

Pon una nutricionista en tu vida

Tenemos que re-aprender

Hemos crecido, como es normal, rodeados de ideas que, con el tiempo han cambiado. Algo que creíamos ideal hace unos años ya no tiene por qué serlo; hemos investigado, hemos crecido, hemos cambiado de opinión. Y no pasa nada. Pero no podemos ser expertas de todo, nadie en este mundo lo es, por eso, debemos aceptar que hay ámbitos de la vida que se nos escapan. Lo mejor que podemos hacer entonces, es escucharnos, entendernos y buscar la ayuda de un profesional que sepa aconsejarnos y dirigirnos para encaminarnos hacia una vida consciente y saludable.

Volviendo al ejemplo del coche, seguro si tú no sabes nada de mecánica, no decides arreglar tu propio motor cuando se estropea, antes de hacer eso, consultas en algún taller y te fías de las personas que trabajan en él. Lo mismo sucede con la nutrición. Por eso te aconsejamos que escojas al mejor profesional, pidas ayuda, escuches lo que tiene para ofrecerte, abras tu mente y te dejes re-educar.

El cambio está en nosotras mismas, pero un cambio a mejor siempre irá de la mano de alguien que conoce a la perfección el ámbito en el que se mueve. Deja tu ego a un lado y permite que otras personas te guíen hacia un nuevo aprendizaje.

Sabemos que para hablar abiertamente de algo es fundamental conocer lo que dices, por eso, en Mi Granito de Avena – Granada – contamos con un equipo formado por expertas en nutrición. Y desde aquí, te animamos a pedir ayuda para mejorar tus hábitos y, con ellos, tu calidad de vida. En nuestro perfil de Instagram y Facebook damos consejos semanales, te mostramos nuevos productos y además compartimos nuestras recetas favoritas.

Escucha tu cuerpo, quiérete y cuídate. El cambio a mejor siempre irá de la mano de un buen asesoramiento por parte de los mejores profesionales; así que, si aspiras encontrar un equilibrio saludable tanto en tu mente como en tu cuerpo, no lo dudes y ¡pon una nutricionista en tu vida!

Deja un comentario